¿Qué cobrarás?

La prestación consiste en el 70% de la base reguladora, entendiéndose por esta el promedio de las bases de cotización de los 12 meses anteriores al cese de actividad.

Existen unas cuantías máximas y mínimas para esta prestación en función de las cargas familiares del solicitante, tomando como referencia el IPREM.

¿QUÉ CAUSAS PODRÍAN COMPORTAR LA SUSPENSIÓN DE LA PRESTACIÓN?

  • Imposición de sanción administrativa por infracción leve o grave.
  • Privación de libertad por cumplimiento de condena.
  • Realización de un trabajo por cuenta propia o ajena por un período inferior a 12 meses (en este caso, el trabajador deberá haber cesado involuntariamente en el trabajo y cumplir de nuevo con todos los requisitos de cese de actividad para poder reanudar el cobro de la prestación).
  • Traslado de residencia al extranjero, si es para la búsqueda o realización de trabajo, perfeccionamiento profesional o cooperación internacional, y sea por periodo inferior a 12 meses.
  • Salida ocasional al extranjero por periodo no superior a 30 días naturales, una sola vez al año comunicada y autorizada.
  • Incomparecencia ante el Servicio Público de Empleo para realizar actividades formativas, de orientación profesional y de promoción de la actividad emprendedora a las que te convoque.

SITUACIONES ESPECIALES

  • En el caso de que inicies una baja por incapacidad temporal (IT), la prestación que percibirás será la misma que estabas recibiendo por cese de actividad. No obstante, el tiempo que estés de baja por IT se te descontará del período de percepción de la prestación por cese de actividad.
  • En el caso de baja por maternidad o paternidad, la prestación que percibirás será la que corresponda por maternidad y paternidad y no se te descontará el período de percepción de la prestación por cese de actividad.

CASOS DE EXTINCIÓN DE LA PRESTACIÓN

  • Finalización de su duración.
  • Imposición de sanciones.
  • Realización de un trabajo por cuenta propia o ajena por un período superior a los 12 meses.
  • Cumplimiento de la edad de jubilación ordinaria o edad de jubilación teórica (para el Régimen Especial de Trabajadores del Mar).
  • Reconocimiento del derecho a la pensión de jubilación o incapacidad permanente.
  • Traslado de residencia al extranjero.
  • Salida ocasional al extranjero durante más de 30 días naturales.
  • Salida ocasional al extranjero durante menos de 30 días, más de una vez al año.
  • Renuncia voluntaria a la prestación.
  • Fallecimiento.